Gif Madrid Oculto

26 mayo, 2017

Sanatorios encantados. La ruta de las almas

De @ 1:17 am.CategoríaLugares embrujados, Misterios de Madrid

Sanatorios encantados. La ruta de las almas

Muchas son las personas que me han preguntado sobre los sanatorios encantados de Madrid, con el falso ideal, de que en los ¬†lugares abandonados, siniestros y oscuros son los que m√°s fenomenolog√≠a hay pero en realidad eso no tendr√≠a nada que ver para que se dieran este tipo de fen√≥menos, seg√ļn la teor√≠a de la impregnaci√≥n, los lugares donde se ha producido sufrimiento, muertes violentas, torturas ¬†u otro tipo de vivencias negativas son los m√°s proclives a que estos fen√≥menos ocurran, claro cuando hablamos de lugares abandonados si se trata de un sanatorio u hospital, pues la susodicha teor√≠a cobrar√≠a protagonismo, los lugares donde se sanaban las enfermedades pulmonares como la tuberculosis, silicosis u otras, se encontraban normalmente retirados de la poblaci√≥n en zonas monta√Īosas retirada de las poblaciones con la excusa de que el aire puro era una buen cura. ¬†La tuberculosis hizo desgraciadamente estragos hace unos cuantos a√Īos y afecto a millones de¬†personas de todo el mundo, la peste blanca la llamaban, tisis, t√≠sico, todav√≠a hay pa√≠ses que de una mayor o menor medida la sufren, en los pa√≠ses desarrollados ha vuelto a aparecer debido a enfermedades como el SIDA y tambi√©n debido a la emigraci√≥n, pero ahora existe una cura casi total en los pa√≠ses desarrollados¬†¬†.

Torax agramonte la barranca

En 1950 la curaci√≥n era casi imposible, como siempre los enigmas de la naturaleza y de la humanidad, unos se curaban y otros se mor√≠an irremediablemente de asfixia. Otros al ver cuantos compa√Īeros mor√≠an y que normalmente las familias dejaban abandonado all√≠ al familiar, no queriendo sufrir esa muerte tan horrenda, entre fatiga, ahogo y sufrimiento se suicidaban tanto tir√°ndose desde las altas ventanas como en el caso del Hospital del T√≥rax de Tarrasa, como por ahorcamiento con sabanas y cortinas.
En esas épocas el miedo a infectarse y la desinformación, hacían que esta enfermedad fuera repudiada y muchos de los enfermos se encontraban solos en estos lugares, nunca nadie iba a verles. Esto acrecentaba el índice de suicidios al sentirse solos y sin solución.
En la mayoría de los sanatorios y hospitales, la historia o leyenda se repite esto no quiere decir que en el lugar no acontezcan fenómenos paranormales. Pero voy a pasar a relatar la leyenda que se escucha en más de uno de estos sanatorios.
En los momentos que iba perecer alguien se contaba que aparec√≠a una extra√Īa enfermera, con traje antiguo, visitaba al enfermo que a las pocas horas fallec√≠a. Unos dicen que portaba una jeringuilla como en el caso del T√≥rax de Tarrasa, otras el extra√Īo m√©dico, siempre una historia similar, en los hospitales que tenemos en Madrid tambi√©n se escuchan este tipo de historias. Historias curiosas como una monja pase√°ndose por los pasillos del Hispano, o extra√Īas sombras oscuras que se ven en la Barranca seg√ļn siempre testimonios de campistas y gente¬† que lo ha visitado. En los momentos que aparecieron los f√°rmacos para terminar casi radicalmente en los pa√≠ses desarrollados, con la enfermedad, este tipo de sanatorios quedaron abandonados poco a poco, y en ellos campistas, gente de la monta√Īa y otros viandantes comenzaron a contar una serie de sucesos que acontecieron en estos. A una primera vista la fenomenolog√≠a de los mismos es totalmente paranormal.

energía

Entre las historias de hospitales uno de los mas famosos era el Sanatorio de Walpurgis, un sanatorio de la Sierra de Madrid en la que muchos campistas y monta√Īeros, han vivido fen√≥menos extra√Īos, muchos teniendo que abandonar, el buen lugar encontrado para pasar la noche. Muchos cuentan que han visto sombras, sonidos, parejas que entraban a tener momentos de intimidad tener que salir escopeteados, ruidos, golpes alrededor, algunos siendo en ocasiones hasta tocados, agredidos, empujados. En realidad este hospital se hizo famoso y le pusieron cari√Īosamente este nombre los campistas, porque hicieron la pel√≠cula la noche de Walpurgis con el celebre actor ¬†Paul Naschy.
Pero siendo un sanatorio tan antiguo actualmente derrumbado, no es raro que lo que contaban los testigos¬† de esos fen√≥menos que sucedieron a su lado, fuera verdad, en estos lugares son muchas las personas que afirman que suceden cosas tanto cuando funcionaban¬† como cuando son abandonados, not√°ndose en estos mucho m√°s cuando son abandonados. Hay ciertos golpes que sientes a tu lado, cambios de temperatura, extra√Īos airecillos, grabaciones psicof√≥nicas registradas en distintas grabadoras. Peque√Īos campos de electricidad est√°tica en movimiento. Detectores de movimiento con infrarrojos, que saltan solos sin haber nadie, y estos no saltan con la luz de una linterna y muchas otras cosas a las cuales no encontramos explicaci√≥n.
Otro de los más famosos sanatorios de la comunidad de Madrid, es el Hospital Hispano en Guadarrama, o un poco mas arriba La Tablada, donde se gravo la terrorífica película School killer ,  da la casualidad que Paul Naschy, también trabajo en esta película, pero de estos dos sanatorios ya he escrito en Madrid Oculto y lo podéis leer pinchando aquí.
El siguiente en la lista que nos encontramos en esta ocasi√≥n, en otra parte de la Sierra en Navacerrada, el hospital situado en la Barranca el Sanatorio del Santo √Āngel.

la barranca

Un lugar en el que la mayor√≠a de las personas que lo han visitado han tenido sensaciones extra√Īas, luces en la inmensidad de las plantas como linternas pase√°ndose. Posiblemente piensan alg√ļn reflejo vuestro con cualquier cristal pero esto es muy dif√≠cil, porque no le quedan cristales. Ruidos de pisadas en las plantas superiores, guardas silencio por si acaso es gente, grupo de chavales investigando, o pintando. En muchas de las ocasiones puertas abri√©ndose y cerr√°ndose fuertemente, ventanas, y no encontrarte con nadie, conociendo perfectamente el ruido de personas, se oir√≠a el murmullo continuo, el caminar por las escaleras siempre tienen que bajar controlar las dos escaleras o subir unos por un lado y otros por otra para encontrarlos. El ruido de canicas rodando, pasos.¬† No viendo a nadie en toda la noche estando completamente solos.
Los Sanatorios de la muerte, sanatorios de espectros, almas que se quedan a buscar el camino para avanzar, lugares donde muchos solo necesitan un empujoncito para seguir la luz y a eso vamos¬†¬† a ayudar a quien le haga falta. Grabaciones donde piden ayuda, gente que murmulla, insultos, gru√Īidos, respiraciones. Voces electr√≥nicas, agudas, graves‚Ķ. Un mont√≥n de sucesos y fen√≥menos que hacen que estos lugares sean parques tem√°ticos para hacer experimentos, eso si, sin mucha rigurosidad, ya que a no ser que uses sistemas de circuito cerrado, hagas un buen perimetro y te asegures plenamente de que est√°s solo, las pruebas en la mayor√≠a de las ocasiones pueden ser de dudosa reputaci√≥n.

la barranca grafitti aparatos

Las fotograf√≠as rara vez te deja un aporte paranormal, en ocasiones paraedolias, en otras pueden ser esas orbes, en un 99¬ī9% fallos de la c√°mara, alguna sombra con explicaci√≥n a veces racional u otras no y otros fen√≥menos tambi√©n son analizados normalmente en el momento. Ya que los ordenadores portatiles con todo tipo de herramienta no suelen acompa√Īar a este tipo de experimentaci√≥nes.
En una ocasi√≥n en un Sanatorio de la provincia de Zaragoza el Sanatorio de Agramonte, pude ver una luz azul pase√°ndose por el interior de uno de los edificios, alertando a mis compa√Īeros de ello, fuimos a realizar un observaci√≥n con un monocular de visi√≥n nocturna por toda la zona si esta luz hubiese sido observada o cualquier luz encendida el aparato de visi√≥n nocturna con infrarrojos, lo que hace es absorber la luz, y todo lo que brille es captado de una forma instant√°nea, all√≠ no se encontraba nadie ya estuve parte de la noche un poco intranquilo debido a que a mi me hab√≠a parecido totalmente la luz de un frontal, hicimos varias inspecciones antes de quedarnos en la capilla a dormir, muchas grabaciones con portadoras sin ella. Usando detectores de movimiento, con prism√°ticos para poder ver a los otros edificios desde lejos, nadie hab√≠a en los alrededores, el camino hasta el sanatorio de Agramonte es complicado es un lugar totalmente solitario, no pasan a penas coches. Si pasa un coche se¬† escucha perfectamente. All√≠ no hab√≠a ning√ļn coche parado nada que pudiese hacer pensar que hubiese gente. Pero aun conociendo que las leyendas de ese lugar son falsas, investigadas por mis buenos amigos Charo Lozano y Joseba Orraca del Grupo UFO, yo si vi esa luz, algo que me hizo, en alg√ļn momento de la noche pasar miedo.

foto

Los Molinos 

Lo primero que quiero indicarte es que el edificio solo se puede ver por fuera ya que entrar est√° prohibido, cada uno sabe que es lo que tiene que hacer o no, el edificio era un antiguo hospital militar que estuvo en uso hasta los a√Īos noventa‚Ķ este lo he visitado asiduamente en mis experimentaciones en campo abierto, no voy a explicarte los experimentos, aparatos y dem√°s, quiero contarte algo que me pas√≥ ya hace muchos a√Īos, con un periodista de la Radio Nacional Sueca, Daniel Person Mora, quedamos en Madrid, para recogerle en Opera, y desde all√≠ nos dirigimos al hospital, Pablo Moreira, Daniel y el que escribe, al llegar entramos como siempre por la ventana del exterior adentr√°ndonos por el jard√≠n hasta la puerta del edificio, cuando √≠bamos subiendo las escaleras mientras que le √≠bamos contando experiencias y la historia a Daniel mientras que nos iba grabando en audio, llegamos a la tercera planta y al girar a la derecha, todas las puertas, que por aquellos entonces todav√≠a quedaban, se abr√≠an y cerraban violentamente sin ninguna causa aparente, el rostro de Daniel era un poema, ya de por si era blanquito pero la piel livideci√≥ m√°s, yo tranquilizando la situaci√≥n, pero con ‚Äúm√°s miedo que un perrillo chico‚ÄĚ dec√≠a __ Tranquilos puede provenir del aire al estar todos los cristales rotos__ la verdad es que en ese momento no hab√≠a ventisca alguna, de repente se tranquiliz√≥ el ambiente, decidimos hacer unos experimentos, a los pocos minutos nos dirigimos a lo que deb√≠a ser una habitaci√≥n de alg√ļn enfermo, continuando el periodista con la entrevista que me estaba haciendo con la voz temblorosa comenz√≥ a hacerme otras preguntas, de pronto la puerta de la habitaci√≥n comenz√≥ a abrirse y cerrarse sola, golpeando estrepitosamente‚Ķ pisadas en los cristales rotos del exterior, sonidos por las plantas superiores, salir a comprobar si ven√≠a alguien, si era la polic√≠a, si era alg√ļn animal de los que pernoctan en el edificio y comprobar que en su interior no hab√≠a absolutamente nadie‚Ķ.

Daniel Person, periodista de la Radio Nacional Sueca  entrevistando a Pablo Moreira en la entrada del Sanatorio de la Marina

Daniel Person Mora mosqueado con los sonidos.

Aunque no te lo creas a veces te puedes encontrar hasta cabrones o machos cabr√≠os con la cadena dando vueltas por todo el edificio huyendo de las visitas y el susto puede ser may√ļsculo, en las plantas superiores hay palomas durante las veinticuatro horas ¬†y murci√©lagos por la noche, estos animales tambi√©n producen ruidos y situaciones a los visitantes que pueden acrecentar la leyenda del edificio, pero mi an√©cdota es tal como te la he contado, no s√© si es paranormal o no pero yo no le encuentro ninguna explicaci√≥n, te prometo que el d√≠a era totalmente apacible, ¬†encend√≠as un mechero y no se mov√≠a la llama, hac√≠a m√°s bien calor a pesar de ser finales de noviembre y que ya hab√≠a nevado en la Sierra, algo que le sorprendi√≥ a Daniel al ver la nieve, y le dije __ah√≠ donde lo tienes es el ‚ÄúEspinazo del Drag√≥n‚ÄĚ, la columna vertebral de Espa√Īa, no todo es playa, nuestros montes son fant√°sticos.__ ¬†Salimos ya del hospital con idea de volver pero el periodista sueco, despu√©s de comerse un par de raciones de huevos rotos, una de ellas con jam√≥n y la otra con cabrales no quiso volver a seguir investigando y nos confes√≥ que era la primera vez que hab√≠a pasado miedo, y que iba a mirar estos temas de otra manera desde ese d√≠a, a lo que yo pens√© para m√≠, yo tambi√©n me he asustado, pero tengo la convicci√≥n de que no puede pasarme nada, lo m√°s probable es que la causa del fen√≥meno vivido tenga una explicaci√≥n racional que se escapa a mi comprensi√≥n puesto que no soy conocedor de todo fen√≥meno existente y de que causas lo producen.

MADRID OCULTO otra manera de ver Madrid. Email 2005-2016

11 AÑOS CONTANDO MISTERIOS DE MADRID Y SU PROVINCIA - GRACIAS POR VISITARNOS

SUBIR

Madrid Oculto

Sección Noticias: Bienvenid@ a la Web de Madrid Oculto, ponte cómod@ y disfruta. Contacta con nosotros en info@seamp.net

Buscar:

Libros

Editorial

Todas las páginas:

Categorias:

Archivos:

mayo 2017
L M X J V S D
« Abr    
1234567
891011121314
15161718192021
22232425262728
293031  

Miscelanea:

Eventos:

FERIA DEL LIBR0 MADRID 2016

4 y 5 de Junio I Jornadas de Crecimiento Espiritual

 

Secciones:

Herramientas:

Historia

Leyendas

Misterios de Madrid

Edificios Encantados

El mal en las calles - Asesinos en serie

Madrid Oculto Face

footer
  • Archivos

  • Herramientas

  •  

    Licencia Creative Commons
    Madrid Oculto por Juan Miguel Marsella Crisóstomo se encuentra bajo una Licencia Creative Commons Atribución-SinDerivadas 3.0 Unported.
    Basada en una obra en www.madridoculto.com.
    Permisos que vayan m√°s all√° de lo cubierto por esta licencia pueden encontrarse en todo el contenido del domino madridoculto.com

    94 queries. 2.000 seconds